≡ Menu

Ejercicios de yoga para combatir la depresión postparto o postnatal

Yoga-Depresion-Postparto
Regístrate para recibir nuestros artículos por correo.
  • Técnicas de meditación y relajación
  • Consejos sobre alimentación saludable
  • Ejercicios de Yoga, posturas y filosofía
¡Súmate a una comunidad de gente que ama el Yoga y la vida en armonía!

La depresión postparto o postnatal (DPP) es más común de lo que te imaginas. Aproximadamente 1 de cada 10 nuevas mamás se enfrentarán al reto de tener que superar el peso agobiante de la depresión postnatal. El primer paso en comenzar a dejar ir el peso insoportable de la DPP es entender que no estás sola.

¿Tengo DPP?

Deja que tu médico sea quien determine si estás frente a algo más serio que los altibajos normales que las nuevas mamás experimentan por privación del sueño grave, por problemas con la alimentación y por tratar de consolar a su bebé, haciendo todo esto muchas veces con una falta de suficiente apoyo por parte del entorno.

Como punto de partida, sólo tienes que ir y hablar con algún médico acerca de cómo te sientes.  Como nueva mamá de un bebé de 9 semanas de edad, entiendo muy bien la olla a presión abrumadora que es la nueva maternidad – y dentro de todo yo lo he tenido fácil – por lo que mi corazón está con todas ustedes que están combatiendo la DPP, espero que esta página te ayude a empezar a adquirir una mayor sensación de control sobre este problema.

Suscríbete y recibe en tu buzón de correo los mejores artículos sobre Yoga, alimentación, meditación y vida sana.

La depresión postnatal puede ser tratada de forma natural – No hay duda de que los antidepresivos y una buena asesoría proporcionan una invaluable (y vital) ayuda a las mujeres que sufren de DPP. Pero incluso si ya estás recibiendo tratamiento para la DPP por medios convencionales, puedes sentir que también te gustaría probar un tratamiento natural para ayudar a mejorar más rápido y hacer que tus días y noches un poco más fácil.

Prueba estos 3 simples ejercicios de yoga para vencer la DPP – Lo ideal sería pasar 15 minutos en esta rutina cada mañana y cada noche durante una semana. Sin embargo, si no tienes mucho tiempo para ti misma, sólo 5 minutos al día todavía pueden hacer una gran diferencia en tu estado de ánimo. Si obtienes buenos resultados, sigue con la rutina durante al menos un mes antes de detenerte.

Los 3 ejercicios son simples: Los resultados que obtienes se amplificarán si primero entras  en un estado relajado.

PASO 1

Muy rápido y fácil. Abrir el chakra de tu corazón y expulsar la tristeza estancada que pesa sobre tu corazón y tus pulmones con esta técnica.

Acuéstate en el suelo (sobre una estera de yoga o una toalla o manta doblada y pon un bloque de yoga (o un libro grueso) en la espalda al la altura del corazón. A continuación, junta lentamente las palmas mientras inhalas y levantas los brazos por encima de tu cabeza. Exhala a medida que bajas los brazos en el suelo por encima de tu cabeza.

Siente la enorme extensión de los dedos de los pies y observa la tremenda apertura del  centro de tu corazón. Respira profundamente y siente cualquier negatividad que se asiente en tu corazón flotar fuera de tu pecho. Quédate así por unos minutos si puedes pero incluso 30 segundos serán beneficiosos.

Cuando esté lista, rueda sobre tu lado derecho y suavemente levántate usando tu brazo izquierdo para ayudarte. Te darás cuenta de que ya te siente un poco más ligera, ligeramente revitalizada y más conectada con tu centro.

PASO 2

Despierta la energía nutritiva y suave en tu corazón con este sencillo ejercicio de Kundalini: Siéntate con las piernas cruzadas manteniendo tu espalda derecha.

Cierra los ojos y extiende los brazos hacia fuera hacia adelante cruzándolos a la altura de las muñecas. Con un movimiento de barrido agraciado, inhale mientras levantas los brazos al nivel de los ojos a medida que flexionas la columna vertebral y el cuello hacia adelante. Al inhalar piensa en todas las cosas que te gustaría que sucedan para que te sientas segura, cálida, y cuidada – una pareja amorosa, un bebé tranquilo, un amable apoyo de los padres, la independencia financiera (lo que sientes que necesitas pero no tienes o te gustaría más). Al exhalar, libera tu dolor.

Baja los brazos hacia tu regazo y empuja tu corazón y pulmones hacia delante y la cabeza hacia atrás. Al exhalar puedes sentir toda la decepción, el dolor, el trauma del parto y la parálisis de la depresión abandonar tu cuerpo. Con cada inhalación te volverás más fuerte y más positiva. Con cada exhalación te librarás de más y más tóxico dolor.

Trata de mantener un poco de ritmo con este ejercicio para estimular las glándulas suprarrenales y promover la cicatrización.

PASO 3

Para terminar, calma tu alma con la respiración curativa: Acuéstate boca arriba, con los brazos a los lados, con los ojos cerrados.

Respira profundamente y mientras inhalas, visualiza el color verde a lo largo de tu cuerpo. Imagínate la hierba verde, hojas verdes, manzanas verdes, verde agua, campos de verde por todas partes tan lejos como los ojos puedan ver. Respira en verde!

Siente el color verde nutrir tu espíritu, ya que lava las impurezas que quedan en el chakra del corazón. Finalmente vete a tí misma desde la distancia lavando el color verde de tu cuerpo- como si utilizaras un jabón para hacerlo – con una luz blanca universal, clara y luminosa.

Ahora te deberías sentir un poco mejor que antes de empezar.

¿Te sirvió? Puedes obtener más alivio aún si amplías tu práctica de yoga – Estos ejercicios proporcionan sólo una muestra de lo que el yoga puede hacer para ayudarte con este problema.

Si puedes conseguir un par de horas para dedicar para ti (Muy difícil lo sé), trata de asistir a una clase de grupo con un instructor de yoga con experiencia para obtener mejores resultados.

Haz el esfuerzo de hacerles saber acerca de tu DPP en privado antes de la clase para que puedan incorporar las asanas y pranayamas adecuados para ayudarte.

Asegúrate de estar consumiento vitamina B – Trata de encontrar un suplemento de buena calidad con liberación lenta de vitamina B para ayudar a tu cuerpo a lidiar con el estrés y disminuir la depresión.

Flower Power – Prueba remedios florales.

Disfruta del sol de la mañana– Toma de 5 a 15 minutos de sol, de ser posible en tu ropa interior, o traje de cumpleaños y siente el suspiro de alivio de tu chakra del corazón. Trata de dejar que el sol brille sobre la parte de atrás de tus rodillas. Aunque recuerda poner a  tu bebén en la sombra

Toma té de frutas y manzanilla – evita la cafeína tanto como te sea posible. ¡Tienes que ser amable y gentil con tu cuerpo en este momento y la cafeína no hace ningún bien. Destruye tu sentido interno de calma.

La depresión postparto no es algo que siempre debes tratar de hacer frente por tu cuenta. Además de hacer estos ejercicios simples, por favor habla con un profesional de la salud – tu partera, enfermera de la comunidad o el médico – sobre cómo obtener un tratamiento adecuado. Y recuerda, ¡eres una diosa-guerrera brillante! Has dado el don precioso de la vida a otro. Ten fe en que cosas más brillantes te esperan por delante.

Namaste Amiga.

 

Layla F.

Profesora certificada Yoga Alliance Internacional

{ 0 comments… add one }

Leave a Comment